Dra. Carmen Chicharro Cassuso Ginecología y Obstetricia
Prevención y salud ginecológica
para todas las edades

C/ Pintor Zuloaga 14, 18005 Granada.
Teléfono: 958 260 416
Móvil: 616 396 316
DUDAS FRECUENTES (FAQ)

¿Debo hacerme una revisión ginecológica? ¿Y una citología? ¿Qué es el virus del papiloma? ¿Debo vacunarme? ¿Qué debería hacer antes de buscar un embarazo?

PATOLOGÍAS COMUNES

Cánceres ginecológicos.
Infecciones ginecológicas.
Mastopatía fibroquística.
Quistes de ovarios...

PERFIL PROFESIONAL

Su salud es de vital importancia. Es lógico, pues, que aspire a que los profesionales que se encarguen de ella posean la máxima cualificación.

Patologías ginecológicas

Es muy habitual que pacientes diagnosticadas de alguna patología ginecológica, y pese a las explicaciones recibidas durante la consulta, una vez en casa decidan buscar más información en la red.

Dada la cantidad de información que circula, y que ésta es, a menudo, inexacta, la paciente no siempre obtiene las explicaciones más adecuadas para su caso en particular.

Por ello quiero referir, de forma somera y rigurosa, las más frecuentes:

Cánceres ginecológicos.
Infecciones ginecológicas.
Quistes de ovarios.
Mastopatía fibroquística.

INFECCIONES GINECOLÓGICAS

Es importante dejar claro que no todas las infecciones ginecológicas son producidas por un contagio a consecuencia de una relación sexual.

Dentro de las que no precisan un contagio previo las más frecuentes son las infecciones de hongos, también llamadas micosis o candidiasis. Estas suelen producirse incluso en mujeres sin relaciones sexuales, simplemente por el hecho de haber realizado un tratamiento previo con antibióticos o corticoides, o incluso debido a la humedad producida por los bañadores mojados o el uso habitual del salva slip.

Estas infecciones no son patologías graves, pero a veces pueden cronificarse y ser muy molestas y de difícil erradicación.

Aunque estas infecciones no precisan de un contacto previo sexual, sí es verdad que pueden contagiarse a la pareja, por lo que a veces precisan tratamiento de ambos, aunque el varón sea asintomático.

Dentro de las infecciones causadas exclusivamente a través de un contagio mediante las relaciones sexuales (las llamadas ETS o enfermedades de transmisión sexual), las más importantes por su gravedad son las del virus del papiloma humano (HPV).

Es importante conocer que no todos los HPV producen cáncer de cuello uterino, y que éste se puede prevenir (mediante vacunas), diagnosticar precozmente y tratarlo de forma definitiva (véase cáncer de cérvix).

Algunos virus del papiloma pueden producir verrugas genitales o alteraciones de la citología que no revistan gravedad, pero que en cualquier caso precisan control y a veces tratamiento. Cualquier persona que haya padecido verrugas genitales o condilomas debe realizarse una citología, ya que los virus responsables de estas lesiones a veces se asocian con otros HPV de alto riesgo, que pueden desarrollar un cáncer de cuello uterino.

Debido a la amplia presencia de estos virus en la población, la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia recomienda la vacunación.

El calendario vacunal incluye de forma gratuita su administración a niñas de 14 años, y aunque debido a los costes, hasta ahora no se financie al resto de la población, es aconsejable igualmente vacunar a mujeres al menos hasta los 26 años, aunque ya hayan tenido relaciones. Incluso se aconsejan a mujeres en mayor rango de edad dependiendo de sus características individuales. Por todo ello es conveniente consultar con el ginecólogo ante cualquier duda.

Existen otras muchas ETS, como la sífilis, gonococia (o gonorrea), herpes genital, trichomonas, Chlamydias, etc.

Tu ginecólogo realizará las pruebas pertinentes, te prescribirá el tratamiento y responderá a tus preguntas. Es importante tener una relación de confianza con tu médico, debido a lo delicado de algunas situaciones.
 

Inicio     |     Servicios     |     Visita virtual     |     Horarios y citas     |     Compañías     |     Contacto